Etiquetas

,

Estuve el fin de semana en Barcelona, mitad por curro, mitad por gusto.

Además de algún performance callejero bastante divertido, que por otro lado me dijeron que era bastante habitual encontrase cosas de ese tipo en al ciudad, me topé con dos personajes que se merecen un post:

El primero estaba a la hora de comer, en la plaza donde está el Palacio de la Generalitat o el Ayuntamiento -no sé, por el Barrio Gótico, junto a la Calle Ferrán- lo podéis ver en la foto de arriba; llevaba un cartel enganchado a la espalda y una pizarra: en el cartel se podía leer “¿Por qué trabajar?: Únase al debate” y en la pizarra iba exponiendo gráficamente sus razonamientos. Contra toda lógica, había todo un corillo de gente, no sólo observando, sino participando en el debate (sí, vale, yo también me uní al grupo).

El segundo desfilaba Ramblas abajo la primera vez que me lo encontré. La segunda, en el Raval, no te pude resistir a hacerle una foto. Iba vestido de guerrillero de la FAI, gorrito y bandera incluidos… eso sí, con el batín por encima, que hacía frío. Paseaba orgulloso de su bandera, insultando a los furgones de los mossos (vacíos, eso sí), y gritando consignas tan variadas como: “No nos escondemos” “Muerte al capital” “Todas las mujeres son unas putas, menos las mujeres de la calle que son unas señoras”… auténtico.

En resumen, que una cantidad de emociones muy fuertes para un alicantino…

Anuncios